Tu Carrito de compras
Desde tiempos del cardenal Richelieu, cuando entre las habilidades de un mosquetero se incluía el saber jugar billar, hasta las películas como The Hustler y The Colour of Money, el billar siempre ha fascinado por su combinación de juego y ciencia. Carlos Bosch demuestra con abundancia de ejemplos y mediante la resolución de problemas geométricos y algebraicos que el billar merece utilizarse como una lúdica herramienta de razonamiento. El autor toma como punto de partida el regalo de un taco de billar para esbozar la historia de este juego y explicar sus nociones básicas y los detalles de su evolución.

Ficha catalográfica


Bosch Giral, Carlos
    El billar no es de vagos. Ciencia, juego y diversión/Carlos Bosch Giral —México : FCE, SEP, CONACyT, 2009
   158 pp.: ilus.; 21 x 14 cm.—(Colec. LA CIENCIA PARA TODOS)
   1. Matemáticas 2. Geometría 3. Divulgación Científica
LC QA40.5Dewey508.2 C569 V.223

Autor


Matemático por la unam, doctor en matemáticas por la Universidad Claude Bernard de Lyon, Francia. He sido investigador en el Instituto de Matemáticas de la unam. Mis líneas de investigación son análisis matemático, funcional, convexidad, geometría, educación y divulgación. Recibí el Premio Nacional de Divulgación de la Ciencia en 1995, el premio Third World Network of Scientific Organizations en 1998 y en 2008 el Science Education Prize otorgado por la TWAS, de la Regional Office for Latin America and the Caribbean. Desde 1991 soy profesor en el itam.

Videos relacionados



Notas relacionadas


Juan José Flores Nava
A Carlos Bosch su abuela le decía que eso de andar en los billares es cosa de vagos. Aun así, el joven Bosch no se desanimaba: no sólo era aficionado al juego, sino especialmente fanático de las abstracciones a las que éste lo orillaba. Ahora, retirado por completo del juego, Carlos Bosch decidió escribir y publicar el libro El billar no es de vagos. Ciencia, juego y diversión (Fondo de Cultura Económica).
El Financiero

Isaac Torres Cruz

Cuando joven, Carlos Bosch no imaginaba que se convertiría en el gran científico que es hoy, nada de ello, él jugaba billar. El deporte del taco y la bola era considerado un juego de “vagales” para entonces; pero el asunto no ha quedado en lo anecdótico, puesto que ha publicado El billar no es de vagos, dentro de la colección La Ciencia para Todos del Fondo de Cultura Económica, que recoge la experiencia para hacer una aportación más a la divulgación de las ciencias y matemáticas.

La Crónica

Isaac Torres Cruz

Cuando joven, Carlos Bosch no imaginaba que se convertiría en el gran científico que es hoy, nada de ello, él jugaba billar. El deporte del taco y la bola era considerado un juego de “vagales” para entonces; Pero el asunto no ha quedado en lo anecdótico, puesto que ha publicado El billar no es de vagos, dentro de la colección La Ciencia para Todos del Fondo de Cultura Económica, que recoge la experiencia para hacer una aportación más a la divulgación de las ciencias y matemáticas.

La Crónica.com

Reyes Martínez Torrijos

La reivindicación del billar, juego comúnmente asociado al ocio, es el principal planteamiento del libro El billar no es de vagos, escrito por Carlos Bosch, investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), publicado por el Fondo de Cultura Económica.

La Jornada

Reyes Martínez Torrijos

La reivindicación del billar, juego comúnmente asociado al ocio, es el principal planteamiento del libro El billar no es de vagos, escrito por Carlos Bosch, investigador de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), publicado por el Fondo de Cultura Económica.

La Jornada on line

Arturo Páramo

Si cierra su jornada laboral y se dirige a un billar, selecciona su mesa, elige su taco y comienza a tirar a las bolas por pura distracción mientras bebe una cerveza, es usted un aficionado. Carlos Bosch es uno de ellos. Matemático, catedrático del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM), escribió un libro que pareciera una contradicción, El billar no es de vagos, publicado por el Fondo de Cultura Económica.

Exonline

Arturo Páramo

Si cierra su jornada laboral y se dirige a un billar, selecciona su mesa, elige su taco y comienza a tirar a las bolas por pura distracción mientras bebe una cerveza, es usted un aficionado. Carlos Bosch es uno de ellos. Matemático, catedrático del Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM), escribió un libro que pareciera una contradicción, El billar no es de vagos. Ciencia, juegos y diversión, publicado por el Fondo de Cultura Económica.

Excélsior

Ángel Vargas

El billar no es de vagos, Carlos Bosch, Fondo de Cultura Económica, 158 pp. Precio de lista: 114 pesos.

La Jornada on line

Ángel Vargas

 El billar no es de vagos, Carlos Bosch, Fondo de Cultura Económica, 158 pp. Precio de lista: 114 pesos.

La Jornada

Redacción

Durante la presentación de su libro El billar no es de vagos. Ciencia, juego y diversión (FCE), el matemático Carlos Bosch dijo que el lector podrá encontrar ejemplos mediante los cuales se da solución a problemas geométricos y algebráicos: el billar, insistió, merece utilizarse como una lúdica herramienta de razonamiento.

Notimex

Notimex

El matemático de profesión detalló que en su libro, editado por el Fondo de Cultura Económica, se podrán encontrar ejemplos mediante los cuales da solución a problemas geométricos y algebráicos: el billar, insistió, merece utilizarse como una lúdica herramienta de razonamiento.

Diario de México

Notimex

El matemático de profesión detalló que en su libro, editado por el Fondo de Cultura Económica, se podrán encontrar ejemplos mediante los cuales da solución a problemas geométricos y algebraicos: el billar, insistió, merece utilizarse como una lúdica herramienta de razonamiento.

En el Show

Notimex

El matemático de profesión detalló que en su libro, editado por el Fondo de Cultura Económica, se podrán encontrar ejemplos mediante los cuales da solución a problemas geométricos y algebraicos: el billar, insistió, merece utilizarse como una lúdica herramienta de razonamiento.

Veracruzanos.info

Ángel Figueroa

Les queremos presentar una entrevista que hicimos con Carlos Bosch, quien es investigador del Instituto de Matemáticas de la UNAM, porque él escribió el libro El billar no es de vagos (FCE) y, bueno, usted nos dirá si está de acuerdo o no.

W Radio

Redacción

Contrario a lo que muchos piensan, el billar sirve entre otras cosas para comprender de forma sencilla conceptos fundamentales de matemáticas y física. El autor de este libro El billar no es de vagos (FCE), de Carlos Bosch, demuestra con abundancia de ejemplos y mediante la resolución de problemas geométricos y algebraicos que el billar merece utilizarse como una lúcida herramienta de razonamiento.

La República

Redacción

Contrario a lo que muchos piensan, el billar sirve entre otras cosas para comprender de forma sencilla conceptos fundamentales de matemáticas y física. El billar no es de vagos, Fondo de Cultura Económica.

Estereofónica.com

OTRAS OBRAS DEL AUTOR

Schrödinger: Creador de la mecánica ondulatoria
Jiménez, Roberto (comp.)

Cuando la ciencia nos alcance, I.
Hacyan, Shahen

Más allá de la herrumbre, I
Ávila Mendoza, Javier y Joan Genescá Llongueras

El saber y los sentidos
Braun, Eliezer

La caprichosa forma de Globión
Illanes Mejía, Alejandro